Change Font Size:   A A A

May 31, 2018 | Paulette E. Martin

Esfuerzos de recuperación de Harvey es prioridad para los líderes de la Santísima Trinidad

(De d a i ): Vicki Westover, Kathleen Yanni, Kécia Mallette at Holy Trinity, Dickinson

 

Los líderes de la Iglesia Episcopal de la Santísima Trinidad, Dickinson, están en el camino a largo plazo cuando se trata de los esfuerzos de recuperación del huracán Harvey. Con más de 20 mil hogares afectados después de la lluvia catastrófica de Harvey, hay mucho trabajo por hacer en las ciudades costeras del condado de Galveston.

Según una investigación realizada por Kaiser Family Foundation y la Fundación Episcopal de Salud, FEMA recibió más de 45 mil solicitudes de asistencia solo en el condado de Galveston.

"Todavía hay una depresión de Harvey aquí", dijo Kathleen Yanni, guardián auxiliar en Santísima Trinidad.

Yanni ha pasado por la angustia mental y los graves inconvenientes posteriores de Harvey tras la inundación del primer piso de su casa.  A pesar de eso, ella, junto con la Guardián Mayor Vicki Westover, la Directora de Operaciones Kécia Mallette y miembros de la Santísima Trinidad, se han asociado con el Grupo de Recuperación a Largo Plazo del Condado de Galveston y también están trabajando junto a World Renew para los esfuerzos de recuperación.

World Renew es una organización internacional que trabaja por la "justicia y misericordia" para ayudar a las personas en las ciudades costeras afectadas por Harvey.

A principios de este mes, Santísima Trinidad organizó una "versión de recuperación" de su Festival Anual de Fresas y ayudó a recaudar miles de dólares para sus vecinos más vulnerables.

"La gente en todo el condado de Galveston todavía tiene necesidades", dijo Westover. "Necesitan cosas como tazas de medir, electrodomésticos y ayudar a construir muebles".

Según Mallette, una de cada tres personas en el condado de Galveston fue afectada por Harvey. En Dickinson, ese número aumentó a ocho de cada diez personas. Uno de los grupos más vulnerables es la población indocumentada.

"Hay pocas personas que arriesgaron y se registraron con FEMA", dijo Mallette. Muchos de ellos no se inscribieron por temor o por no saber suficiente inglés.

Usando las herramientas del mapa de la Fundación de Salud Episcopal, Mallette ayudó a llevar a cabo una investigación de antecedentes para discernir cuántas personas indocumentadas no buscaron la ayuda de FEMA. Miraron el índice de vulnerabilidad social y el dominio del inglés en el área de Dickinson y lo encontraron sorprendentemente alto. Dentro de esta población, encontraron a algunos con daños verificados por FEMA de $17,000 o más. 

"Superpusimos los datos individualizados para poder ver el nivel de densidad y luego hicimos otro mapa con el estado minoritario—personas que se declararon como minoría—y usamos esas dos dimensiones como indicadores de vulnerabilidad e indicadores de estado indocumentado y luego revisamos eso con los grados de impacto", dijo Mallette.

Después de analizar los resultados, Mallette y la iglesia Santísima Trinidad se asociaron con iglesias y líderes de la comunidad hispana para correr la voz acerca de la ayuda que estaba disponible a través de World Renew.

Mallette tenía un objetivo claro para esta misión y eso fue demostrar que World Renew es un socio seguro en el que la gente puede confiar y tratar de conseguir que esas historias y números realmente tengan un impacto en esas comunidades", ella agregó.

Pero no todo ha sido pérdida y tragedia para los líderes de Santísima Trinidad. Uno de los aspectos más destacados de Harvey ha sido la asociación construida con Faith Lutheran inmediatamente después de la tormenta. Además de unir esfuerzos para ayudar a la comunidad de Dickinson, Santísima Trinidad le dio la bienvenida a Faith Lutheran para que adoraran con ellos todos los domingos después de que su congregación sufriera inundaciones significativas.

"Lo que realmente me gusta es que ahora, solo tienes que decir 'Santísima Trinidad' a alguien y dicen, 'Oh, esa es la iglesia que ayuda con el huracán’, o ‘Esa iglesia hace esto y esto'", Westover comentó con orgullo.

  SUBSCRIBE TO E-NEWSLETTER

 SUSCRÍBASE AL BOLETÍN ELECTRÓNICO